23 enero 2012

Fundación Santillana. 1975-2010 Arquitectura Española “35+ Construyendo en Democracia”

 

 2012.01.26 | Exposición 1975-2010 Arquitectura Española “35+ Construyendo en Democracia”

Fundación Santillana. Sede corporativa TIMÓN
c/ Méndez Núñez 17. Madrid

El edificio, actual sede de TIMÓN, es un palacete de principios de siglo, con fachadas formando esquina en la calle de Méndez Núñez. Participa del entorno en el que se encuentra, rodeado por el Casón del Buen Retiro y el edificio del anterior Museo del Ejército. Destinado originalmente a vivienda, posteriormente albergó diversos usos culturales hasta que definitivamente se convirtió en sede de la Fundación Santillana en Madrid. En 1984, tras un concurso restringido, Gabriel Allende recibe la adjudicación de la rehabilitación del edificio existente, y más tarde, en 1993, el encargo del reacondicionar diversas áreas.

La primera intervención consistió en adecuar el espacio a los usos de una fundación cultural, con zona de exposición, salas, oficinas y diversos servicios. La organización propuesta consta de un núcleo principal rectangular con fachada a dos lados y medianera en los otros dos. En la parte trasera se ubican comunicaciones verticales y servicios. El patio interior cubierto es el protagonista del espacio generado, potencia la unidad con el cuerpo superior destinado a vivienda y establece relación visual entre ambos.

La segunda actuación, que convierte el edificio en sede corporativa, transforma su planta baja en espacio de trabajo e interviene en el patio central acristalándolo al vacío en sus plantas superiores, operación que mantiene la conexión espacial pero aísla funcionalmente cada una de ellas. La fijación del vidrio a las barandillas es intencionadamente sutil. Su modulación y juntas a hueso ofrecen una lectura única y desmaterializada de los límites del vacío, que se prolonga visualmente más allá del lucernario superior. La planta baja establece de manera más compleja una relación con la totalidad del espacio central. Por medio de la adecuación del antiguo paso de carruajes como acceso principal, el espacio fluye para mayor aprovechamiento del nuevo uso. La secuencia de acceso atraviesa la fábrica del antiguo palacete, continúa en un ligero cortavientos de vidrio y acero, es conducida por un panelado geométrico de madera -que se hace volumen en el mueble de recepción- y prosigue hasta el cambio de dirección que ingresa en el ámbito central del edificio, acentuando su carácter singular. El acceso sirve a la sede y a la vivienda, pero el aprovechamiento de la traza del edificio existente diferencia su uso sin elementos añadidos.

 La unidad del espacio central se refuerza con el diseño del mobiliario de los puestos de trabajo, extensión controlada de los códigos utilizados en la intervención y que se muestran con veracidad como invitación a su lectura.

 
© 2019 allende arquitectos. Aviso legal.